Fondo Productos

Evita la caries del biberón en tu bebé


Cepillo Cental

La caries del biberón o caries de la infancia es un problema bucal frecuente en bebés y niños pequeños, y hay que estar pendiente para procurar que estén a salvo y evitar complicaciones.

No hemos de pensar que, por tratarse de los dientes de leche, no importa que tengan caries, ya que la salud bucal es muy importante en cualquier momento y las caries pueden provocar dolor, dificultades para comer, caída de dientes.

Para evitar el desarrollo de las caries de biberón en bebés y niños, debes de tener en cuenta:

Evita los hábitos alimentarios inadecuados en los bebés, especialmente introducir en el biberón bebidas dulces o azucaradas, infusiones, zumos... No es necesario dar este tipo de alimentos al bebé y los seis primeros meses de vida se recomienda lactancia materna exclusiva.

Tampoco impregnes el chupete o cualquier tetina con estos dulces, miel... La ingestión frecuente de bebidas azucaradas incrementa el riesgo de caries y de obesidad.

No dejes que el niño use el biberón lleno de leche o zumos como juguete (lo tendrá mucho tiempo en la boca) ni que se quede dormido bebiendo de él, ya que pasará muchas horas con los restos en la boca.

A partir de la alimentación complementaria, la leche materna se sigue recomendando y en todo caso el agua ha de ser la bebida principal para los niños mayores. Es la mejor bebida según los pediatras, la más saludable. El agua no solo ayuda a hidratarse, también ayuda a limpiar de bacterias la boca.

Pero si hay algo que ayuda a mantener la boca libre de bacterias es el hábito de lavarse los dientes. Incluso, antes de que hagan su aparición los primeros, hemos de mantener una higiene bucal del bebé adecuada. Simplemente limpiando las encías del bebé con un pañito húmedo y cuando aparezcan los dientes cepillarlos suavemente después de cada comida, estaremos reduciendo el riesgo de caries.

Cuando crezca, cambia el biberón por los vasitos o tazas, ya que no se acostumbraran a ellos.

Cuida tu propia higiene bucal, ya que la caries se puede contagiar y aunque hay diferentes opiniones sobre si dar o no besos en la boca a los niños, sobre si limpiar o no el chupete del bebé chupándolo, lo más probable es que así se puede transmitir la caries.

Antes de terminar, recordemos que la lactancia materna prolongada no está relacionada con el desarrollo de caries y que hay que tratar de que la boca de los bebés esté lo más limpia posible, aunque existen otros factores que pueden predisponer a los pequeños a tenerlas.

Para ello cuentas con nuestro Cepillo Dental de Silicón ya que gracias a sus dientes SOFT GUARD® que han sido diseñados especialmente para el comienzo eficaz hacia un buen cuidado oral, sus cerdas son extremadamente suaves y delicadas para masajear las encías de tu bebé y ayudar a aliviar el dolor causado por la dentición. Libre de tóxicos e insaboro.

CONSEJOS SANITY


Bolsa Agua Caliente y Venda Posparto